Spider-Man Far From Home - 05-07-2019: Peter pelea junto a Mysterio en una aventura europea

Marvel Studios, 20th Century Fox

Te contamos si Spider-Man: Lejos de Casa es una aventura digna de Spidey

facebook

twitter

whatsapp

Email

Acción y diversión que sólo el amigable vecino te puede dar

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Avengers: Endgame no es el final de la actual fase en el MCU. Spider-Man , un joven de 16 años, tiene en sus manos ahora el futuro del mundo. Sin embargo ¿qué tanto le puede costar a un adolescente ser el encargado de la superintendencia humana?

Tom Holland vuelve a encarnar el rol de un Peter Parker lleno de amor y hormonas. Un viaje por Europa está en camino para él y sus amigos de clase. Tiene todo listo para sellar el verano con una sorpresa para MJ, interpretada por una Zendaya que cada vez toma más riesgos. Sin embargo, están sucediendo cosas muy raras en el mundo y, sobre todo, en su mundo.

Seres elementales están atacando la Tierra. Mysterio, un ¿héroe de otra dimensión? está siempre listo para enfrentar a esta amenaza. Éste último, con la actuación de Jake Gyllenhaal, ha logrado ganarse la confianza de un Nick Fury (el siempre cauteloso Samuel L. Jackson) menos cauteloso de lo normal. Todo mientras, al parecer, Tony Stark lo eligió como su sucesor. Algo que claramente es un fuerte peso sobre los hombros.

El guión es una película más para pasarla bien que un desfile de adrenalina. Hay acción y aventura, claro, pero éstas giran en torno a adolescentes compartiendo sus vacaciones de verano, descubriendo el mundo y reconociendo lo que sienten. Esto le da un sabor especial a una trama que, claro, tiene sus dulces visuales.

Zendaya roba cámara, lo cual no extraña porque el plan de Peter es ganarse el corazón de su personaje. Además ella está en primera fila al momento de las principales revelaciones. Holland, por otro lado, hace un papel más que digno como un Spidey inseguro y quien no termina de creer lo que está sucediendo. Gyllenhaal, por otro lado, es un sujeto que nos hace confiar ciegamente en su personaje.

Los efectos visuales no están a la altura de las cintas de Avengers y, por momentos, parecen cinemáticos del más reciente juego del arácnido. La trama, por otro lado, se resiste a apostar más allá de una aventura juvenil. Lo cual, claro no es defecto. Sino que plantea con claridad sus limitaciones.

La banda sonora es genial. Un recorrido por el pop europeo de los 80, en el que quizá identifiques las versiones originales de canciones que varios grupos hicieron famosas en español.

Quien está a cargo de los guiones y tráilers del universo fílmico de Marvel está bien consciente de que todo es un spoiler potencial. Tanto que, bueno, hay muchos giros de tuerca y sorpresas bien escondidas. Esto hace a una película ya de por sí divertida desde su planteamiento algo más disfrutable.

A veces se califica a una película como palomera para no decir que es mala. Pero en este caso no aplica. Es entretenimiento ligero, coherente, encaja muy bien en la cronología, no te rompes la cabeza y la pasas bien. Es un filme que sabe a dónde puede llegar y lo explota, en vez de ir por la cabeza de Avatar de una y mil formas. Ahí está su fuerza.