logo-televisa-noticias
Noticias

Bélgica teme nueva ola de COVID-19 tras aumento de contagios

Los viajes no esenciales al extranjero están prohibidos hasta el 18 de abril, los bares y restaurantes están cerrados, aunque se les permite entregar comida a domicilio
Entre el 9 y el 15 de marzo, la media de contagios diarios subió a 3.266, lo que eleva el número total de infecciones en el país. (Foto: Archivo/EFE)

Las autoridades sanitarias de Bélgica alertaron sobre la posibilidad de que el país se esté adentrando en una nueva ola de la pandemia del coronavirus (COVID-19), después de que hayan aumentado tanto los contagios como las hospitalizaciones en torno a un 30 % en los últimos días.

Te recomendamos: Bélgica cree “irresponsable” dejar de aplicar vacunación anticovid de AstraZeneca

“Nos encontramos hoy en lo que podría ser el principio de una nueva ola”, dijo el portavoz del instituto público Sciensano, Yves Van Laethem.

Entre el 9 y el 15 de marzo, la media de contagios diarios subió a 3.266, lo que eleva el número total de infecciones en el país a 822.801 desde el inicio de la pandemia, según los datos publicados por el instituto de salud pública belga, Sciensano.

Y la incidencia acumulada en los últimos 14 días ascendió hasta los 347 casos por cada 100.000 habitantes.

“No hemos visto un aumento así desde el inicio de la segunda ola, en octubre”, dijo Van Laethem, que apuntó que el incremento ocurre en todas las franjas de edad, pero sobre todo entre los niños de 10 a 12 años.

La variante británica es ya la dominante, representando un 69 % de los virus en circulación, mientras que la sudafricana y la brasileña están por debajo del 10 %.

Preocupa también el incremento en las hospitalizaciones, que fue de un 27 % en la última semana, hasta los 185 ingresos diarios de media, elevando la ocupación actual a las 2.140 personas, 543 en cuidados intensivos.

Van Laethem señaló que si no se toman medidas, el 10 de abril se puede alcanzar los 1.000 pacientes en las UCI, una cota que las autoridades sanitarias belgas consideran límite.

El incremento de los casos ha llevado a las autoridades belgas a adelantar a este viernes -una semana antes de lo previsto- el comité de concertación para discutir si es necesario alargar en el tiempo las restricciones, ya estrictas desde octubre, para poder relajarlas en mayo.

Los viajes no esenciales al extranjero están prohibidos hasta el 18 de abril y los bares y restaurantes están cerrados, aunque a estos últimos se les permite entregar comida a domicilio.

Sí están abiertas, por contra, comercios, peluquerías y centros de estética y tatuajes.

Existe además un toque de queda nocturno y en cuanto a las relaciones sociales, sólo está permitido el contacto estrecho con una persona, fuera de la unidad familiar y en el exterior están permitidas reuniones de hasta 10 personas, con mascarilla y guardando la distancia de seguridad.

Con información de EFE

LSH

Logo Noticieros Televisa