Mary Shelley siempre pensó en Frankenstein como un personaje no binario y vegano

Libro original de Frankenstein confirma que es un personaje vegano y no binario

facebook

twitter

whatsapp

Email

Mary Shelley construyó a Frankenstein como un personaje vegano y no binario desde la primera versión de la historia

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Frankenstein es la obra más grande e importante de la literatura gótica y Mary Shelley fue la encargada de escribirla, a pesar de que fue solo un ejercicio que ella y su esposo realizaron junto a Lord Byron. Ahora, a siglos de esto, podemos reconocer que el monstruo de Frankenstein es vegano y no binario.

El monstruo de Frankenstein o El Prometeo Moderno fue la forma de mostrar el cómo veía la condición humana Mary Shelley, pero tratando de despojarla de todos sus vicios en una suerte de transhumanismo que sobrepasaba todas las barreras físicas y ontológicas del ser humano.

El monstruo de esta obra era capaz de ser más devastador, poderoso, inteligente que cualquier humano con vida. Al ser una construcción de piezas de cadáveres de todo género, edad y región del mundo, no tenía género.

Pero además de esto, también explica que él solo come bayas y hierbas, pues su dieta, así como su identidad, no es la del humano. Es algo que está más allá de todo ello y es también la razón por la que se le rechaza y se le ve como monstruo a este personaje.

Si lo vemos bajo la idea moderna, esta obra de la literatura de hace más de 200 años, nos presentó a un personaje vegano y con identidad no binaria, demostrando no solo lo revolucionaria que fue la idea de Mary Shelley al crear este monstruo obra del Dr. Frankenstein, sino también cómo entendía ella el papel del humano como una criatura superior: libre de convenciones sociales arbitrarias, géneros y todas sus ataduras.