Domingos 19:00 hrs
Noticias

Por: Redacción | Fuente: Televisa.com | 2014-01-13

Sed de triunfo
Fuente: Televisa.com

Capítulo 14

En el capítulo 13 de María de todos los Ángeles:

 

Doña Lucha (Mara Escalante) aprovecha que habrá cortes de agua para almacenar agua en varias cubetas para después venderlas a los vecinos.

María (Mara Escalante) se hace la madrina de lavado del uniforme del equipo donde juega Albertano (Ariel Miramontes). Betza (Montserrat Marañón) no sabe cómo le hará sin agua.

Citlalli (Dalilah Polanco) llega a la vecindad, pidiendo una cooperación para la casa una hogar.

Albertano le muestra al Macaco (José Luis Guarneros) su patada con doble chanfle invertido, por ésta misma le da un balonazo a María y le saca el aire. Citlalli corre a ayudarla y María le agradece, también le presenta a Albertano y nota una chispa entre ellos, por lo que se pone celosa.

Citlalli ayuda en las estrategias del equipo de fútbol, Albertano y los demásla invitan a participar con ellos e ir a sus partidos. María se siente desplazada e ignorada.

María le pide a Albertano que se interese más por su relación que en el fútbol y en una de esas lo ofende con el comentario de: "pensándolo bien, creo que lo tuyo sí es la banca".

Citlalli motiva a Albertano a echarle ganas y coquetea, María lo ve todo.

María le pide a Doña Lucha que la ayude con dos cubetas de agua para lavar el uniforme del equipo de fútbol, pero, como son las últimas, ésta inicia toda una subasta por ellas. María termina pagando por ellas 450 pesos.

María lleva los uniformes que lavó y Albertano está a punto de perdonarla, pero como los lavó con un calzón rojo de su abuelito que se despintó, terminaron color rosa. Todos están decepcionados y se niegan a usar esos uniformes, pero en eso llega Citlalli, quien les consiguió uniformes nuevos y queda como toda una heroína.

El equipo de Albertano gana el partido y la copa de la colonia, debido a un tropiezo suyo. María no puede más con sus celos por Citlalli, más cuando escucha que Albertano la admira. Tan enojada está que le hace ver al árbitro que el equipo de fútbol es pirata, este les quita la copa y declara campeones al otro equipo. María le reclama a Albertano y éste se va sin dirigirle la palabra.

Comentarios